Comunicamos


Cordicom identificó como contenido discriminatorio los casos: ‘Lunes Sexy’ del Diario Extra y Pinoargote en Ecuavisa


Imprimir Enviar
6 de Marzo de 2014 - 7:32 pm
Tiempo de lectura: 2 minutos | No. de palabras: 431 | 17668 visitas

“Quienes son responsables de contenidos en medios deben hacer una reflexión profunda y autocrítica respecto a sus responsabilidades sociales”. Esa fue una de las conclusiones que se deprendieron de los informes técnicos, en los que se determinó que los contenidos del ‘Lunes Sexy’ de Diario Extra del 26 de agosto 2013 y las declaraciones de Alfredo Pinoargote, en el programa ‘Contacto Directo’ del 7 de enero de 2014 trasmitido por Ecuavisa, fueron discriminatorios.

 En el caso del ‘Lunes Sexy’, un espacio en la prensa cuestionado durante años por grupos feministas, el documento hecho público el día 4 de marzo de 2014 dejó claro que la imagen de la modelo Claudia Hurtado fue usada en el diario guayaquileño como objeto de satisfacción sexual y consumo, con la aspiración de aprovecharlo a manera de enganche comercial.  El análisis estableció que en la portada del rotativo se estereotipó a la mujer relegándola a un espacio de inferioridad, desventaja y vulnerabilidad que afecta el principio a la igualdad y la no discriminación.

 “Nada justifica el uso sexista y discriminatorio de la mujer en medios de comunicación”, subrayó el presidente del Consejo, Patricio Barriga, quien también desacató que, dada la influencia de los medios en la sociedad, sería recomendable desistir de excusar la estigmatización y el trato peyorativo bajo el pretexto del rating o del gusto del público.  En este sentido, la consejera, Paulina Mogrovejo, subrayó que “existen hechos violentos que no deben alentarse desde los medios ni ponerlos en condición de espectáculo y mucho menos de ejemplo a seguir”.

 En cuanto a los juicios de valor emitidos por Alfredo Pinoargote, el informe explica que el presentador de Ecuavisa hizo uso inadecuado de un espacio informativo de alcance nacional al difundir comentarios de índole discriminatorio por razones de rasgos étnicos o preferencias sexuales. Los afro descendientes y GLBTI fueron puestos al mismo nivel que delincuentes, un mensaje de racismo y homofobia perjudicial para la convivencia social, la tolerancia y la sensibilidad de un país pluricultural y pluriétnico.

La sociedad, como parte activa.

El Cordicom trabaja permanentemente por una sociedad sin discriminación en los medios, sin dejar de señalar que ampararse en la libertad de expresión para maltratar verbalmente a cualquier ciudadana o ciudadano carece de cualquier legitimidad.

Precisamente por esto, el máximo responsable del Consejo destacó la importancia de que la sociedad, ante cualquier forma de abuso en los medios, tome un rol activo para exigir contenidos de calidad –respetuosos, incluyentes y democráticos- y que, sobre todo, respeten sus derechos, incluido el de información sin violencia y discriminación, pues solo con ese compromiso conseguiremos entre todos una sociedad más justa

Deja un comentario