Comunicamos


El CORDICOM lamenta el fallecimiento de una de las mentoras de la Ley Orgánica de Comunicación


Imprimir Enviar
6 de octubre de 2016 - 3:04 pm
Tiempo de lectura: 1 minuto | No. de palabras: 250 | 2195 visitas

A la Familia, amigos, amigas, compañeras y compañeros de lucha de Pilar Núñez,

A nombre del Consejo de Regulación y Desarrollo de la Información y Comunicación extendemos el más sentido pésame por el sensible fallecimiento de nuestra amiga Pilar Núñez.

Como CORDICOM, reconocemos al ser humano extraordinario que fue.  En la memoria quedará su incansable trabajo por una comunicación democrática; sus ideales forman parte del espíritu que nos acompaña: lograr la felicidad para todos los ciudadanos y ciudadanas a través del ejercicio pleno de sus derechos.

Es oportuno recordar a la estricta docente capaz de despertar la conciencia social de sus estudiantes y futuros comunicadores; a la política comprometida,  que soñó con una comunicación al servicio de la ciudadanía y cuyos aportes la convirtieron en una de las mentoras de la Ley Orgánica de Comunicación; y, sobre todo, a la persona que, en el cotidiano, llegó al corazón de la gente que la conoció.

Nos quedan sus libros y sus aportes a la Ley Orgánica de Comunicación como pensamiento transformador para construir realidades más justas.  Además, el compromiso de continuar trabajando por el país que, como muchos, soñaron pero pocos como Pilar se atrevieron a construir.

Vida eterna a la mujer, a la catedrática, a la política, a la pensadora. Nos quedamos con su bandera de lucha que ella mismo persiguió cada uno de sus días: “Lucharé por aquella, comunicación social transformadora, que no se vende ni se humilla ante ningún poder económico ni político; por esa comunicación libre, que no es mercancía”

Deja un comentario