Comunicamos




El futuro de la radio está en internet y la creatividad de los contenidos


Imprimir Enviar
13 de November de 2015 - 12:25 pm
Tiempo de lectura: 4 minutos | No. de palabras: 884 | 13877 visitas

¿Cuál es el futuro de la radio ecuatoriana en un mundo digitalizado y con amplia cobertura de internet? Este fue el tema tratado el jueves 12 de noviembre en el foro titulado: “El Futuro de la Radio”, evento organizado por la Escuela de Comunicación Social y Publicidad de la Universidad del Azuay, con motivo de la inauguración de Radio UDA, una propuesta de comunicación en línea de los estudiantes de este centro de educación superior. Carlos Delgado Álvarez, decano de la Facultad de Filosofía y Ana María Durán Gonzalez, directora de la escuela de comunicación y publicidad, destacaron la importancia de este medio para que los estudiantes puedan proponer contenidos culturales, educativos e informativos más cercanos a sus expectativas de una comunicación participativa.

20151112_090932

En el foro participaron como especialistas invitados Paulina Mogrovejo, consejera del  CORDICOM; Galo Crespo, de la Asociación Ecuatoriana de Radiodifusión (AER); Jorge Piedra, docente universitario y periodista de Radio Tomebamba; además de Nora Jarrín, locutora del programa radial Tacones y Braguetas. Todos dialogaron y compartieron diversas opiniones e ideas con respecto a los escenarios por venir para la radio en el Ecuador durante la era digital. El debate giró sobre todo alrededor de la necesidad de generar contenidos creativos y capaces de mantener y ganar audiencias cada vez más exigentes y con más opciones informativas.

El primero en intervenir en el foro fue Jorge Piedra, quien mostró un análisis de las audiencias de radio entre el 2011 al 2015 para las ciudades de Quito, Guayaquil,  Cuenca y Ambato. Según este trabajo hay un decrecimiento todavía no tan pronunciado del consumo de radio en los tres casos. Por ejemplo, en Quito las audiencias de AM y FM pasaron, entre 2011 y 2015, de 32% a 28% de usuarios, mientras que en Guayaquil el cambio fue de 39,7% a 35,2%, en tanto en Cuenca el porcentaje se mantiene alrededor del 28%. En este análisis se pudo observar que el comportamiento de consumo entre las tres ciudades es distinto. En Guayaquil hay mayor uso de la radio, en Quito esta el descenso más considerable y en Cuenca hay un consumo estable en los últimos años. Según Piedra el desafió para la radio del futuro es poder diversificar la propuesta de contenidos y aprovechar nuevos espacios de consumo mediático.

Por su parte, Galo Crespo enfatizó en su presentación que la radio superó el mito de la desaparición cuando la televisión se masificó y seguramente lo hará ahora que las tecnologías vuelven a transformarse. Para este experimentado periodista radial el debate debe superar el enfoque tecnológico y propone revisar el potencial creativo de la radio. A su criterio la radio sí tiene futuro y posee la capacidad de adaptarse a las nuevas realidades globales. “Lo importante, tanto en el siglo XXI como lo fue antes, son los contenidos de los programas y la forma en que el conductor llega a los oyentes”, señaló. Con esta idea estuvo de acuerdo Nora Jarrín, tercera panelista, quien comentó  su experiencia como locutora de radio y su confianza en el potencial “mágico” de una radio que transforma la realidad y puede atraer a las nuevas generaciones. Según la comunicadora hay que pensar en contenidos positivos que generen empatía con las audiencias.

Finalmente, Paulina Mogrovejo felicitó a la Universidad del Azuay por su nuevo espacio mediático y realizó un recuento de la realidad contemporánea y los desafíos para la radio. Destacó que, si bien coincidía con sus compañeros panelistas, en la importancia de que los programas radiales puedan generar contenidos creativos y originales (como eje de la nueva comunicación), era también importante desde la sociedad, los comunicadores y el propio Estado tener en cuenta una realidad tecnológica que es distinta a las del pasado. Por ejemplo, indicó como la cobertura de la televisión demoró setenta años en alcanzar un 99% en el Ecuador, mientras que la penetración de internet creció de aproximadamente del 6% en 2007, hasta superar hoy el 60% en 2014 y apunta a 90% de cobertura para el 2017. Estos datos de estimaciones del Ministerio de Telecomunicaciones y Sociedad de la Información están a la par de una tendencia mundial, en la cual medios radiales tan emblemáticos como la BBC han migrado al internet y la radio en línea, incluso trabajan estrategias para crear servicios capaces de competir con plataformas musicales del nivel de Spotify y Apple Music.

20151112_104833

“Tener en cuenta el consumo de medios de las nuevas generaciones, donde distintas opciones multi formatos disponibles en el internet son más utilizados que la radio e incluso la propia televisión, debe ser un factor a considerar a mediano y largo plazo”, apuntó. De igual forma indicó que es un reto para el Estado formular política que permita a las radios –que constituyen cerca del 55% de los medios de comunicación en el país- adaptarse y sobrevivir a la innovación tecnológica. La cercanía con la gente, la auto representación y la apertura a participación de los usuarios como creadores de su propia información son aspectos que la radio debe considerar para su futuro. Esta historia que para algunos suena tan futurista es hoy ya una realidad en varios países y comienza a suceder en el Ecuador. Por ello, la consejera invitó a los estudiantes y a la academia a pensar y proponer con mayor profundidad cómo será́ la radio del futuro, una radio digital.

20151112_092114

Deja un comentario